miércoles, 17 de noviembre de 2010

CARTAS SIN ABRIR. SENTIMIENTOS ENCONTRADOS. VERDADES POR DESCUBRIR.


El paso de los días y los futuros y felices planes de las anteriores hermanas Drake consiguen que poco a poco el resto de ellas vuelvan a casa. En esta ocasión será Abigail (Abbey para familia, amigos y alguien especial), quien decida tomar asiento en el costero pueblo de Sea Haven.

En esta tercera entrega, el amor, la verdad y la mentira, el miedo y las intrigas tomarán forma en un relato en el que las sombras del pasado vuelven, y esta vez con intención de quedarse para siempre.

Años atrás, el tórrido romance de Abbey Drake con el interesante y sexy Aleksandr Volstov, un despiadado agente de la Interpol que cayó bajo el verdadero hechizo de la grácil joven, se vio truncado por las oscuras ambiciones de los agentes rusos compañeros de Volstov. La separación a la que se ven abocados dejará en ambos un profundo sentimiento de culpa tan traumático que parece no tener cura.

El reencuentro cuatro años después sucederá de forma imprevista, y hará resurgir antiguos temores y nuevas dudas sobre la verdadera naturaleza del amor que se profesan el uno con el otro. ¿Quién diría que nadar con los delfines en una noche de luna llena desvelaría una trama de tráfico de arte a manos de la mafia rusa? El asunto no resultaría tan sorprendente si no fuese por la aparición de cierto y sexy agente, dispuesto a recuperar a la que él cree su prometida (por mucho que Abbey se niegue a aceptarlo), sin temor a descubrirle la verdad de sus sentimientos y los hechos acontecidos en la antigua y fría Rusia.
Las sorpresas no se quedan aquí. A Sea Haven llegan personajes como la tía Carol, reportera gráfica en sus tiempos libres, rompecorazones nata y algo cotilla; Nikitin, un mafioso encaprichado de Joley Drake; Ilya Prakenski, misterioso a la par que peligroso guardaespaldas de Nikitin, al que todos temen sólo al verle y que parece llevar consigo una carga semejante a las hermanas Drake...
Y no es gratuita la aparición de estos últimos: Feehan prepara el terreno para futuras historias en las que la mafia rusa sigue muy de cerca a nuestras queridas Drake.
Todos ellos (a los que no tardan en sumarse el resto de hermanas ysusprometidos, incluso algún que otro habitante del tranquilo pueblecito costero y hasta el sheriff Jonas) se involucran en esta trama, casi de novela negra, para desvelar el misterio que azota Sea Haven.

Es imposible contar más sin que aparezcan secretos que no deben ver la luz. No al menos hasta que el libro caiga en vuestras manos.
Espero que la historia de Abbey y Aleksandr os cautive como lo hizo conmigo. Os aseguro que supieron robar mi corazón casi de forma magistral.




Disfrutadlo.


Moira

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada